La Sala de Prensa Blog

Celebramos con Honor Nuestra Fecha Patria

He oído a algunos decir que las organizaciones religiosas están ajenas a los procesos cívicos y a las celebraciones de las fechas y eventos importantes de la patria. Por el contrario, fue precisamente Jesús quien enseñó: “Dad, pues, al Cesar lo que es de Cesar, y a Dios lo que es de Dios” (Mateo 22:21) lo cual para muchos hace referencia a la responsabilidad que el seguidor de Cristo tiene de cumplir con las leyes de los hombres y al mismo tiempo con las leyes de Dios.

En revelaciones aún más recientes, el Señor ha declarado que aquel que cumple Sus leyes no tiene necesidad de violentar las leyes de los hombres sobre la tierra. Lo mismo aplica al sentimiento patriótico, al cumplimiento y la observancia de las leyes constitucionales.

En un documento emitido por la Iglesia en el siglo XIX, el cual resume las creencias principales de los Santos de los Últimos Días (mormones) se establece:

“Creemos en estar sujetos a los reyes, presidentes, gobernantes y magistrados; en obedecer, honrar y sostener la ley.” (Los Artículos de Fe, No. 12)

Cumplir este importante elemento de nuestra religión y nuestra fe fuera imposible sin la existencia de una patria, de un gobierno legítimo y de una identidad nacional.

Los Santos de los Últimos Días en República Dominicana se unen a los demás dominicanos para conmemorar la gesta patriótica que hoy nos permite tener una identidad y un patrimonio, no solo como hijos de Dios, sino como miembros de una sublime sociedad capaz de inspirar sentimientos nobles y valores de pertenencia útiles para construir una mejor sociedad. A esto llamamos PATRIA.

No cabe duda de que la libertad misma y todo esfuerzo justo por promoverla y garantizarla a todos los seres humanos por igual, sean empresas nobles y loables desde una perspectiva cristiana, por lo que no cabe duda de que hay algo de Dios en cada gesta libertadora que es justa.

Sin embargo, el sentimiento patriótico no debe ser confundido con el activísimo político, al menos desde un punto de vista institucional, pues La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días anima a sus miembros a participar de los procesos civiles, incluyendo los políticos, de forma individual y según los dictados de su propia conciencia, pero no dicta líneas políticas a sus miembros ni endosa o respalda bando político alguno o candidato en particular.

Debería ser una aspiración de todos que los atributos propios de Jesucristo fueran aplicados al quehacer político y cívico de toda nación, a saber: el altruismo, el compromiso desinteresado, la honestidad, el trabajo, el servicio al prójimo, la justicia, la compasión y la unidad.

De modo que recordamos esta fecha patria con un sentimiento profundo de agradecimiento hacia los fundadores de la nación dominicana y reafirmando el compromiso fiel de continuar construyendo una mejor sociedad desde la posición que nos ha tocado empujar como una institución religiosa que forma ciudadanos responsables, cumplidores de la ley y comprometidos a cambiar nuestro país empezando por el más importante de los cambios: el cambio del propio corazón y el carácter individual.

Examinar el Blog

Acerca de: Lea el blog de la Sala de Prensa Mormona de la Iglesia de Jesuscristo de los Santos de los Últimos Días y mantenganse al tanto de los asuntos públicos relacionados con la Iglesia.

Nota sobre la Guía de Estilo: Al publicar noticias o reportajes sobre La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, tenga a bien utilizar el nombre completo de la Iglesia la primera vez que la mencione. Para más información sobre el uso del nombre de la Iglesia, visite nuestraGuía de estilo.